viernes, 20 de marzo de 2009

Historia Sobre la Moneda de Honduras

De una Semilla de Cacao al Lempira
Sistema Monetario Hondureño
En 1926 se adoptó una moneda única
Evolución de la Moneda
El trueque fue la primera forma de comercio que utilizaron los pueblos de Mesoamérica. Para hacer los intercambios usaban cuentas de piedra - como el jade, albita o serpentina-, tabaco pieles, sal y plumas de quetzal y guacamaya, sin faltar el cacao. Para hacer la transacción, primero había que llegar a un acuerdo; esto, en la mayoría de los casos, era difícil, por ello se empezó a unificar el intercambio al usar las almendras de cacao, con las que se podía obtener esclavos, vestidos y alimentos.
  • En 1886, estando la casa de la Moneda arrendada a una sociedad privada nacional, se acuñó por primera vez en Honduras monedas de oro en las denominaciones de 1,5,10 y 20 Pesos.

La Colonia

Las primeras monedas que llegaron a América fueron: castellano, ducado, doblón, peso, real, cuartillo y maravedí, todas traídas por los españoles.

Los virreinatos de Nueva España (México) y Perú acuñaron sus propias monedas y en Centroamérica, en la Capitanía General de Guatemala, circularon ambas, y desde luego las que venían de España. En 1728, por mandato real, se autorizó a las Casas de Monedas de Indias (nombre que se les daba a las Casas de Monedas en América) acuñar monedas de plata de las denominaciones ya conocidas e incluso de las de 1,2,4 y 8 escudos de oro de 22 quilates. En la Capitanía General de Guatemala empezaron a circular monedas de poco contenido de plata y con notorias deficiencias en el gravado, redondez y grosor. Estas monedas se conocieron con el nombre de "macacos".

Para 1733, la Casa de la Moneda de la ciudad de Guatemala acuñó este tipo de moneda, utilizándose plata extraída de las minas de Tegucigalpa, El Corpus y, posteriormente, de la región de Yuscarán. En 1739 se inició la construcción de la Caxa Real o Real Tesorería en Comayagua, la cual fue terminada en 1741, siendo utilizada para el ensayo y fundición de la plata; no obstante, la acuñación de monedas se efectuó en fechas posteriores.

Anexión a México

Después de la Independencia, en septiembre 15 de 1821, se formalizó la anexión de las provincias centroamericanas a México, un 5 de enero de 1822. La Casa de la Moneda de México, para conmemorar los dos eventos, notificó a los recién incorporados la acuñación de una nueva moneda, teniendo en el anverso el busto del emperador Agustín de Iturbide y al reverso un águila sobre un nopal. La circulación de esta moneda fue efímera, como la anexión.

En 1879, el Dr. Marco Aureli0 Soto, mediante decreto número 46, artículo número 1, estableció en la ciudad de Tegucigalpa la Casa Nacional de la Moneda para la acuñación de monedas de oro, plata y cobre, adoptó el sistema monetario nacional y declaró como unidad monetaria el peso de plata, fraccionable en 100 centavos. En el año 1931 se pusieron en circulación monedas de 5, 20 y 50 centavos y de un lempira. Al año siguiente circularon las de 10 centavos, en 1935 las de 1 centavo y finalmente, en el año 1939, las de 2 centavos. De las monedas de oro no se realizó ninguna acuñación, a pesar de haber sido consideradas dentro de la estructura del nuevo sistema monetario.

Papel moneda época actual: Para unificar el sistema monetario hondureño, el Congreso Nacional, mediante decreto 102 del 3 de abril de 1926, adoptó como unidad monetaria el Lempira.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada